Núremberg: interpretación y justicia

Tras la Segunda Guerra Mundial y la caída del régimen nacionalsocialista de Hitler, los Aliados iniciaron el proceso para condenar y castigar los abusos y crímenes cometidos contra la humanidad por los dirigentes nazis alemanes. Los Juicios de Núremberg o Nürnberger Prozesse supusieron un avance para el Derecho Penal Internacional porque ampliaron el concepto de justicia. Además, constituyeron un hito importante en la historia de la interpretación de conferencias.

Los procesos iban a ser de larga duración y los idiomas de trabajo serían el inglés, el francés, el alemán y el ruso, de forma que, si se ofrecía interpretación en la modalidad consecutiva, los juicios se ralentizarían considerablemente. Se requería un sistema mucho más instantáneo y ágil. El intérprete de Eisenhower, el coronel Léon Dostert, sería el responsable de poner en práctica el sistema de interpretación simultánea, adaptándolo a las necesidades de los procesos y dotándolo de unas condiciones de trabajo y calidad adecuadas que no difieren mucho de las actuales: aislamiento acústico, varios intérpretes por cabina, horarios máximos de trabajo, equipos de relevo, acceso a la documentación, etc. 

El nuevo sistema de interpretación puso a prueba a muchos profesionales como el intérprete Siegfried Ramler. Ramler, judío de origen austríaco, ejerció su labor de intérprete a la temprana edad de 22 años sin ningún tipo de entrenamiento previo. Su combinación lingüística era inglés, francés y alemán. En una entrevista realizada para el diario The Guardian en 2014,  Ramler relata su experiencia emocional interpretando a los dirigentes nazis y afirma que su principal preocupación no era otra que interpretar correctamente el léxico que no le resultaba familiar. Insiste en que él estaba allí para interpretar, no para juzgar, y que todo este proceso constituía un desafío de palabras. Sin embargo, recuerda momentos delicados como en el que su compañera intérprete Virginia Von Schon tuvo que interpretar una palabra que era tan ofensiva que fue incapaz y Ramler tomó su lugar ipso facto.

Los Juicios de Núremberg supusieron un antes y un después: se amplió el concepto justicia para la humanidad y marcan el inicio de la interpretación simultánea. Esta modalidad, adoptada después por múltiples organismos internacionales como la ONU o la UE, terminaría por predominar en el ámbito de la interpretación.

Finalmente, nos gustaría compartir los vídeos de dos entrevistas realizadas a dos intérpretes de los Juicios de Núremberg que revisten especial interés. En el primero, el intérprete Ramler comparte su experiencia en los Juicios de Núremberg y habla sobre el origen y los retos de la interpretación simultánea. En el segundo, la intérprete más joven del equipo, Patricia Van Der Elst narra sus vivencias en los Juicios de Núremberg.

Además de los enlaces anteriores, otras dos fuentes para ampliar información son Orígenes e historia de la interpretación, de Espaiic y Examen histórico de la evolución en materia de agresión, de la Corte Penal Internacional.

Adaptado de un trabajo de clase de Susana Ferrín Pérez

Deja un comentario