Una mirada a la COVID-19 desde las relaciones internacionales. Por Alejandra Pardo.

La pandemia de la COVID-19 ha tenido un severo impacto a nivel mundial y ha afectado prácticamente a todas las esferas de la vida. Atónitos hemos presenciado el desarrollo de una serie de sucesos hasta hace poco inimaginables en la aldea global: el cierre de fronteras, la clausura de los espacios aéreos, la declaración de estados de alarma, restricciones a la movilidad humana, el congelamiento de la economía y el colapso de los sistemas de salud, son sólo algunos ejemplos de las primeras consecuencias provocadas por la crisis sanitaria a las que asistimos impotentes.

Leer más

¿Nuevos patrones de emigración en países del norte? Los casos de España e Italia durante la crisis económica. Por Mercedes Fernández.

 

 

El estallido de la crisis financiera en 2008 afectó profundamente al sur de Europa desde los puntos de vista económico, político y social. Las altas cifras de desempleo, la reducción la actividad económica y los crecientes niveles de deuda pública trajeron consigo un aumento de los niveles de inestabilidad política y social en países como España e Italia. Desde el punto de vista político, la crisis contribuyó al surgimiento de partidos populistas (de derechas o de izquierdas) en ambos países. Desde el punto de vista social, entre otros aspectos, resurgieron algunas dinámicas emigratorias que habían quedado olvidadas en estos dos países, atractores de inmigrantes en las últimas décadas.[1]

Durante el período 2008-2015, España e Italia experimentaron cambios significativos en su saldo migratorio anterior a la crisis. Una comparación de los datos de migración anterior y posterior a la recesión muestra un cambio radical en las tasas de migración neta en ambos países, con una disminución de la inmigración y un aumento simultáneo de la emigración. Este cambio de escenario ha potenciado el debate sobre el surgimiento de una era de “nueva emigración”.

Leer más