“Los inmigrantes bajan la calidad de la enseñanza: mitos y realidades.” Por Mercedes Fernández.

En España, a 1 de enero de 2018, había un total de 724.972 extranjeros menores de 17 años empadronados, lo cual supone un 10% del total de la población residente en el país de esa misma franja etaria.


Como remarca Antonia Olmos en 2012, “los “problemas de los inmigrantes” en la escuela en realidad son los “problemas de la escuela” con o sin “inmigrantes””.

En el curso 2017-2018 el número de extranjeros matriculados en enseñanzas no universitarias ascendió a 748.429 individuos, un 8,8% del total de los alumnos matriculados. El 79% del alumnado extranjero de enseñanzas de Régimen General no universitarias está escolarizado en centros públicos y el resto en enseñanza concertada o privada. La Comunidad catalana tiene la mayor concentración de alumnado extranjero: 13 de cada 100 alumnos son de nacionalidad no española.

Leer más“Los inmigrantes bajan la calidad de la enseñanza: mitos y realidades.” Por Mercedes Fernández.

Hacia una juventud pos migrante. Por Joaquín Eguren

Hace unos días visitando a un amigo marroquí-español, que es profesor de lengua árabe y religión en una asociación cultural en el norte de Madrid, me comentaba que todos sus alumnos descendientes de marroquíes eran ya españoles. Es decir, no solo que tenían nacionalidad española, sino que habían nacido en España. Este dato me hace reflexionar sobre los cambios “demográficos” que ha sufrido la denominada segunda generación de inmigrantes en España en las últimas dos décadas. Y lo expresado por este profesor refleja lo que hace nueve años ya se percibía en nuestras investigaciones desde el IUEM respecto a los descendientes de dominicanos y peruanos. Que el 80% contaban con la nacionalidad española.

Esta nueva fotografía de esta generación rompe con la idea de la metodología nacionalista que nos hace pensar que los inmigrantes y sus hijos son el “otro diferente”, como socialmente marginados. Estos niños y jóvenes son ya parte del “nosotros” aunque a menudo se les vea como foráneos, extraños, como diferentes, distinguiéndoles por sus rasgos fenotípicos, el color de la piel, etc., su genealogía, su religión, …

Leer másHacia una juventud pos migrante. Por Joaquín Eguren