Archivo de la categoría: Compañía de Jesús

DE PRÁCTICAS EN CAMERÚN

Continuamos con las experiencias de los estudiantes que se encuentran realizando las prácticas profesionales remuneradas lanzadas por la Cátedra de Refugiados y Migrantes Forzosos del Instituto Universitario de Estudios sobre Migraciones (IUEM) de la Universidad Comillas con el apoyo de INDITEX, dirigidas a alumnos del Máster Universitario en Cooperación Internacional al Desarrollo y del Master Universitario en Migraciones Internacionales del IUEM. En esta nueva entrada del blog puedes conocer en primera persona el trabajo que Andrea Andreu  está realizando para Servicio Jesuita a Refugiados (SJR) en Camerún, sin duda su experiencia aporta novedades a las prácticas. ¡Te invitamos a leer su post!

Estoy en Batouri, este de Camerún, a unos 100 kilómetros de la frontera con República Centroafricana, es una zona principalmente selvática, donde la electricidad llega con problemas (ahora mismo llevamos una semana de corte) y el agua corriente, simplemente, no existe, a pesar de ser el segundo municipio más grande del este del país. Se trata de una zona principalmente rural donde predomina la actividad agrícola y ganadera pero en condiciones precarias. La maternidad es elevada, tal como lo es la mortalidad infantil.

Trabajo con el Servicio Jesuita de atención al Refugiado como agente de terreno, colaborando en la movilización comunitaria y la educación. También he desempeñado recientemente la tarea de asistente de investigación, centrándome en los aspectos de protección de la infancia y de la juventud. Como actividad complementaria, participo en la elaboración de una revista mensual, en la que analizamos las principales necesidades humanitarias y difundimos parte de nuestro trabajo. La misión de la organización es acompañar, servir y defender los derechos de los refugiados y desplazados forzosos.

Por ello, trabajo principalmente con la población refugiada de República Centroafricana, que llega a Camerún huyendo de la violencia causada por la guerra civil que estalló en el país en 2012, pero también con la población local que desde 2014 hasta la actualidad, en el este, acoge a una populación de aproximadamente 180.000 refugiados. Así, mi labor tiene lugar en un contexto de ayuda humanitaria.

Los refugiados son principalmente de la etnia Peuhl, grupo nómada, en su mayoría musulmán, dedicado al pastoreo y que habla el fulfulde. Con todo, es importante no generalizar pues no existe una sociedad peuhl sino más bien grupos que se encuentran en constante transformación.

Los objetivos que tengo siempre presentes son: trabajar por la reconciliación pacífica, garantizar los derechos humanos, en especial de la población vulnerable como son los niños, las mujeres y los jóvenes y colaborar en el autonomismo de dichas poblaciones. Trabajar por la reconciliación pacífica significa también la búsqueda de relaciones justas que promuevan el bien común.

Mi principal expectativa en esta experiencia era y es la del aprendizaje pero un aprendizaje vinculado y comprometido con la realidad, un aprendizaje que en sí mismo supone una comprensión del otro y, por tanto, un acercamiento a él en el sentido racional pero también emocional. Este acercamiento al otro implica la transformación de uno mismo.  Mi expectativa se cumple con creces todos los días desde mi llegada a Camerún, si bien es cierto que el trabajo humanitario en ocasiones es difícil pues te pone ante dilemas éticos de difícil resolución. Además,  se trata de un trabajo lento en el que no siempre vemos los cambios.

Una de las cosas que he podido comprobar tras mi llegada es el escaso conocimiento que existe en Europa de la realidad social y cultural del continente africano o, probablemente, debería decir de las realidades, que a menudo quedan reducidas al sufrimiento y la pobreza. Si bien es cierto, como decía Ryszard Kapuscinski que aquí “se nace en cualquier parte y se muere de cualquier cosa”, también es cierto que existe un vasto mundo cultural y social por conocer que nos harían más ricos como personas si practicásemos un poquito más la apertura y fraternidad que los cameruneses y centroafricanos me muestran desde mi llegada.

Son muchos los que me preguntan cómo pueden ayudar y, como me dijo una vez una persona muy importante, cuando no tienes nada pero también cuando tienes mucho, lo mejor que puedes ofrecer es tu tiempo. Comparte tu tiempo con los demás, infórmate de los conflictos que existen en el mundo, conoce África, viaja, conoce su música, su cine, su literatura, conviértete tú mismo en un defensor de los derechos humanos y en un destructor de los prejuicios que dividen a la sociedad, empezando por los propios.

ALBOAN en el programa Salvados

ALBOAN en Salvados

La ONG de cooperación internacional de los jesuitas ALBOAN estará presente en el programa Salvados del domingo 13 de noviembre.  Jordi Évole viaja al corazón del Congo para interesarse por el coltán, un mineral muy codiciado que se usa para la fabricación de nuevas tecnologías, y que oculta una realidad silenciada.

El programa de la Sexta se ha puesto en contacto con la ONG de cooperación internacional de los jesuitas ALBOAN, para conocer de cerca la situación que vive las mujeres en la República Democrática del Congo. Las palabras del propio Jordi Évole, anuncian lo que desde hace años denuncian en ALBOAN: “la situación de la población es terrible, en muchas regiones reina el caos y el cuerpo de las mujeres acaba siendo un nuevo campo de batalla, por lo que sufren todo tipo de agresiones, torturas, mutilaciones y violaciones.”

Os animamos a ver el programa y a descubrir más de la campaña de ALBOAN por una Tecnología Libre de Conflicto.  

Comillas colabora habitualmente con ALBOAN, como con otras organizaciones nacionales e internacionales de la Compañía de Jesús. El curso pasado, sin ir más lejos, un equipo de trabajo de aprendizaje-servicio de la Escuela Técnica de Ingeniería (ICAI) trabajó en la difusión de la campaña de Tecnología Libre de Conflicto en la universidad.

La Iglesia no tiene soluciones para los refugiados, solo puede despertar conciencias

El máximo representante del Vaticano en materia de migraciones y refugiados, el cardenal Antonio María Vegliò, presidente del Pontificio Consejo para la Pastoral de los Emigrantes e Itinerantes, visitó la Universidad Pontificia Comillas ICAI-ICADE para participar en las jornadas de la Facultad de Teología, dedicadas, este año, a los refugiados, y aprovechó su estancia para mantener un encuentro con investigadores del Instituto Universitario de Estudios sobre las Migraciones (IUEM) y de la Cátedra de Refugiados y Migrantes Forzosos.

VeglioComillas2

En la reunión, en la que también participaron el rector, Julio L. Martínez, SJ; el decano de Teología, Enrique Sanz Giménez-Rico; la directora del IUEM, Mercedes Fernández, y el director de la cátedra, Juan Iglesias, Vegliò compartió la visión de la Santa Sede sobre la situación de los cientos de miles de desplazados en las fronteras de Europa. “La Iglesia no tiene la solución, dice que hay que acogerlos, pero ella no puede acogerlos a todos”, afirmó. Lo que sí puede hacer es despertar conciencias, llamar la atención sobre su situación, poner la cuestión en la agenda. Seguir leyendo La Iglesia no tiene soluciones para los refugiados, solo puede despertar conciencias

Ampliado el plazo del I Concurso de Ensayo y Fotografía Pedro Arrupe

Niña refugiada
Niña refugiada de la República Centroafricana en Camerún. Jacquelyn Pavion

Se ha prorrogado el plazo de entrega de trabajos para el I Concurso de Ensayo Pedro Arrupe y el I Concurso de Fotografía Pedro Arrupe, convocado por la Facultad de Teología. El tema son los refugiados.

Pueden presentar sus trabajos los participantes en las jornadas, así como los miembros de la comunidad universitaria de Comillas: alumnos, profesores, personal de administración y servicios y antiguos alumnos, y otras personas, siempre que no sean profesionales de la fotografía o la escritura.

El jurado concederá un primer premio, de 300 euros, y un segundo de 150. En fotografía hay dos categorías, blanco y negro y color. Los originales deberán entregarse antes del 3 de octubre a las 12:00 en Actividades Culturales.

Consulta las bases.

Carta a los europarlamentarios españoles

Las entidades de acción social de la iglesia en España -Cáritas, CONFER, Sector Social de la Compañía de Jesús y Justicia y Paz- han escrito a los europarlamentarios españoles para que actúen con firmeza ante el acuerdo UE-Turquía, que supone “un cambio monumental en la protección internacional de la Unión Europea”.

Consideramos que las medidas estipuladas en el acuerdo son ilegales porque vulneran normas internacionales de derechos humanos así como el derecho de la Unión Europea .

Lee la carta. 

No al acuerdo UE-Turquía en cuatro puntos

El Sector Social de la Compañía de Jesús ha emitido junto a Cáritas, Justicia y Paz y CONFER un comunicado para expresar nuestro rechazo absoluto al acuerdo aprobado entre la Unión Europea y Turquía sobre personas refugiadas.

Las entidades de acción social de la iglesia en España -Cáritas, CONFER, Sector Social de la Compañía de Jesús y Justicia y Paz- rechazamos el acuerdo suscrito el pasado 18 de marzo entre la Unión Europea y Turquía sobre personas refugiadas. Dicho acuerdo evidencia el fracaso de la Unión Europea en la adopción de una política común de asilo y en brindar protección a las personas refugiadas, otorgando prioridad al control de fronteras. Europa está negando abiertamente la hospitalidad a quienes abandonan involuntariamente sus hogares huyendo de la guerra, la persecución y el hambre. El Acuerdo suscrito es un cambio cosmético, no sustancial respecto al pre- Acuerdo, lo calificamos de deshumanizante ydiscriminatorio y dudamos de que sus medidas puedan aplicarse.

Seguir leyendo No al acuerdo UE-Turquía en cuatro puntos

Firma contra el acuerdo UE-Turquía

Las entidades de acción social de la Iglesia que trabajan con refugiados y migrantes -Cáritas, Confer, el Sector Social de la Compañía de Jesús y Justicia y Paz- han lanzado una campaña de recogida de firmas para reclamar al Gobierno de España su oposición a ratificar, en la reunión del Consejo Europeo que se celebra los próximos 17 y 18 de marzo el principio de acuerdo alcanzado la semana pasada entre la Unión Europea y Turquía para devolver a suelo turco a los refugiados y migrantes que llegan a territorio europeo a través de la Frontera Este.

Aquí puedes dejar tu firma: www.hospitalidad.es/firma-no-acuerdo-ue-turquia

Comillas se suma al rechazo al pacto entre Europa y Turquía

Las entidades de acción social de la Iglesia han firmado una declaración conjunta de rechazo

Refugiados

La Universidad Pontificia Comillas ICAI-ICADE se adhiere a las entidades de acción social de la Iglesia que trabajan con refugiados y migrantes —Cáritas, CONFER, el Sector Social de la Compañía de Jesús y Justicia y Paz—para expresar su consternación y su más absoluto rechazo ante el acuerdo alcanzado en Bruselas entre la Unión Europea y Turquía que permitirá devolver a territorio turco a todos los refugiados que en los últimos meses han llegado a Europa desde las costas del Egeo.

La universidad, junto al resto de entidades, quiere denunciar un acuerdo inédito, que supone un giro radical en la política migratoria y un serio retroceso en materia de derechos humanos. De hecho, la Unión Europea ha decidido comprar, con el desembolso de una partida extraordinaria de 3.000 millones de euros adicionales al Gobierno de Ankara y otras contrapartidas, la contención de los refugiados fuera de las fronteras comunitarias y permitir la devolución —incluso colectiva— a Turquía de todas las personas refugiadas que llegan a la Unión. Con ello, la imagen de una Europa de los mercaderes vuelve a emerger como escandaloso colofón a la larga serie de acciones caóticas, confusas y represivas que en los últimos meses vienen adoptándose contra los refugiados en la Frontera Este.

El acuerdo adoptado con Turquía viola los convenios internacionales y europeos ratificados por los Estados miembros que prohíben expresamente la devolución de personas que son objeto de persecución o víctimas de guerra. Es, por tanto, inaplicable. Además, supondrá un incremento mayor si cabe del inmenso saldo de sufrimiento, dolor y muerte por parte de quienes siguen arriesgando cada día sus vidas mientras buscan bienestar, seguridad y protección a las puertas de Europa.

Pedimos a los Estados miembros que defiendan la Convención de Ginebra y se atengan a los valores proclamados en sus constituciones. Instamos una vez más a la UE a que ofrezca canales legales y seguros para acceder a nuestro territorio, garantizando la protección de los derechos humanos y la dignidad de estas personas que huyen del terror y la desesperación. Invitamos a la comunidad cristiana y a toda la sociedad a expresar su rechazo inequívoco a este acuerdo, que condena a todos esos seres humanos —mujeres y niños en su mayoría— a ver cercenados sus anhelos de libertad.

Como el Papa Francisco señaló en su discurso ante el Parlamento Europeo, “Europa será capaz de hacer frente a las problemáticas asociadas a la inmigración (…) si es capaz de adoptar políticas correctas, valientes y concretas que ayuden a los países de origen en su desarrollo sociopolítico y a la superación de sus conflictos internos —causa principal de este fenómeno–, en lugar de políticas de interés, que aumentan y alimentan estos conflictos. Es necesario actuar sobre las causas y no solamente sobre los efectos”.

Expertos de Comillas denuncian falta de iniciativa en la UE

Aunque los refugiados no paran de llegar a Europa procedentes de zonas de conflicto, la Unión Europea sigue adoptando una posición pasiva ante la situación de grave crisis humanitaria. Esta fue una de las conclusiones a las que se llegaron durante la jornada “Refugiados. Nuevos retos, nuevas políticas”, que organizó el Instituto Universitarios de Estudios sobre Migraciones (IUEM), el Servicio Jesuita a Migrantes (SJM) y la Facultad de Teología. Los expertos en migraciones coincidieron en la necesidad de establecer estrategias para diseñar un sistema de gestión de las fronteras que concilie control migratorio con el respeto a los derechos y libertades individuales y las obligaciones de protección, y en considerar a las políticas europeas como “un fracaso”, ya que se basan en medidas cortoplacistas que se limitan al cierre de fronteras y producen más dinero para mafias, y más sufrimiento para los refugiados.

Jornada Políticas Públicas y Refugio
Inauguración de la jornada

Gil Arias, ex Director ejecutivo de Frontex, reveló que hubo 1,3 millones de solicitudes de asilo en Europa en 2015, más del doble respecto al año pasado. Alemania recibe, más o menos, la mitad de solicitudes de toda la UE, pero, según su población, Suecia acoge tres veces más que Alemania y 69 veces más que España. Aun así, Arias confirmó que, al ritmo de actual, “se tardarían 333 años para reubicar a todos los refugiados”, a consecuencia de la burocracia europea y de la falta de voluntad de los estados miembros.

Cristina Gortázar, Directora de la Cátedra Jean Monnet de Derecho de Inmigración y Asilo e investigadora del IUEM, también advirtió esta falta de voluntad. La catedrática denunció que solo se hayan reubicado a 331 de los 160.000 refugiados previstos, y definió como “bochornosa” la falta de medios materiales en los hot spots, o puntos de llegada de los solicitantes de refugio.

“Las aportaciones de España no son especialmente “sobresalientes”, dijo Gortázar, y diseccionó algunas cifras de la Comisión Europea. “España: ha aportado 5.940 mantas a Serbia (pero a Serbia le siguen faltando 52.000); 6.000 guantes desechables a Eslovenia (pero le faltan 168.000); a Croacia 3.000 mantas desechables y 6.000 guantes desechables (pero le faltan 100.000), además de 5.000 mantas polares; 100 camillas y 20 sacos de dormir”, enumeró.

Estados rácanos

Cristina Manzanedo, del SJM, resaltó  la “falta de voluntad política” en España. De los 17 países que han ofrecido plazas para realojar a los refugiados (unas 4.000 en total), España apenas tiene 50. Además, Manzanedo definió la actual situación como “el mayor reto europeo del siglo XXI” e insistió en la necesidad de acoger e integrar a refugiados en España. “Qué mejor ocasión que ésta para mejorar la calidad del sistema, favorecer la integración y hacer visible a una ciudadanía comprometida y activa que pida a las instituciones que cumplan sus compromisos”, recalcó.

Unos compromisos que la ciudadanía sí ha querido cumplir. En palabras de Pablo Gómez Tavira, Director General de Servicios Sociales e Integración Social de la Consejería de Políticas Sociales y Familia de la Comunidad de Madrid, “la gente nos llamaba queriendo ayudar, pero la solidaridad se ha frustrado por la racanería de los estados”.

La jornada también contó con la participación del Rector de Comillas ICAI-ICADE, Julio L. Martínez, SJ, quien impartió la ponencia “La crisis de los refugiados desde la ética y la espiritualidad”. “La universidad está comprometida con la búsqueda de iniciativas que nos hagan pasar, de la desconfianza y el miedo al extranjero, al respeto. La iglesia trabaja con creyentes y no creyentes para que el inmigrante pase de extranjero a vecino”, dijo. Además, Martínez abogó por un modelo de integración mediterráneo basado en la laicidad positiva. “La laicidad positiva promueve la separación y neutralidad de los estados y las entidades religiosas pero, a su vez, la colaboración entre ambos”.

Refugiados. Nuevos retos, nuevas políticas

La Universidad Pontificia Comillas, a través del Rectorado, el Instituto Universitario de Estudios sobre las Migraciones (IUEM) y la Facultad de Teología, y el Servicio Jesuita a Migrantes convocan la jornada “Refugiados. Nuevos retos, nuevas políticas”, que se celebrará el 20 de enero, en la Sala de Conferencias (Alberto Aguilera, 23).

Consulta el programa.