El juego es importante para los niños, pero más beneficioso para los padres

El tiempo vuela y antes de que los padres se den cuenta, sus hijos dejarán de jugar. Su prioridad será otra. Ya no irán de la mano de su peluche favorito, ni pedirán que les lean un cuento antes para dormir. Antes de que todo eso ocurra, los adultos tienen la «misión» de pasar tiempo con los niños, de jugar con ellos, aunque solo sean 15 minutos diarios. «Eso es mucho más que intentar recuperar el tiempo perdido los fines de semana», afirma la psicóloga Alicia Banderas.

Leer más

  Fuente: ABC
  Fuente de la imagen: Pexels

Deja un comentario