Accesibilidad universal en el Parlamento

Agradecemos un mes más la colaboración de Iago Pérez Santalla al Foro. Este mes nos habla de la Accesibilidad en el Parlamento, una mirada interesante de cara a la nueva legislatura que empieza.

Hablamos mucho de accesibilidad y la necesidad de cumplir con las leyes que garantizan nuestros derechos. Cabe recordar que el año pasado hubo manifestaciones en todo el país reivindicando que, acabado el plazo que la ley se dio a sí misma para garantizar la accesibilidad universal, ésta no se cumple. Es raro que una ciudad o pueblo no tenga puntos negros y es frecuente encontrarnos con localidades totalmente inaccesibles.

Esto nos viene a confirmar, en primer lugar, que sigue faltando sensibilidad y, por lo tanto, debemos seguir con las campañas de sensibilización reflexionando sobre la siguiente pregunta: ¿cómo podemos llegar a quien nunca nos ha escuchado? Muchas veces, uno tiene la sensación de hablar para convencidos. Es algo fácil pero con efectos muy limitados. En segundo lugar, hay que recordar que se hicieron leyes con procedimiento sancionador y debemos exigir su cumplimiento. En tercer lugar, para exigir este cumplimiento al sector privado, las instituciones públicas deben ser exhaustivas y escrupulosas en el cumplimiento de la ley, ejemplares. En cuarto lugar, considero que hace falta una mayor consciencia social sobre la idea de que el ciclo vital es un camino hacia la dependencia; por lo tanto, esta lucha tiene un impacto positivo en el 100% de la población.

Concienciar es un trabajo duro, mucho más duro que adaptar; el cemento y el hormigón se moldean pero abrir una conciencia es difícil, muchas veces imposible. Estos días iniciamos una nueva legislatura y nos encontramos con el problema de que un parlamentario no puede estar en el lugar que le corresponde por una cuestión de accesibilidad, no podrá hablar en la tribuna, el presidente o presidenta tendrá que cogerle el voto en su asiento y, seguramente, una infinidad de situaciones que forman parte de la vida cotidiana de las personas con movilidad reducida.

El primer ejemplo lo deben dar las cámaras que representan al pueblo. El Congreso tiene la gran oportunidad de promover la inclusión y de convertirse en un abanderado de la inclusión. ¿Será capaz de aprovechar esta segunda oportunidad?

Para leer más artículos de Iago pincha aquí

No votes yet.
Please wait...

Deja un comentario